Guía para observar el firmamento

En ocasiones nuestra rutina nos hace olvidarnos de disfrutar de muchas cosas en la vida, una de ellas es mirar al cielo y ver las estrellas en todo su esplendor, pero que también se dificulta por la gran contaminación lumínica que nos rodea.

Observar el firmamento va más allá de solo quedarnos viendo al cielo de forma estática, se trata de saber reconocer lo que estamos viendo, ya que en el espacio hay una serie de constelaciones, planetas, estrellas dobles, galaxias, etc., que captan la atención de quienes aprenden a reconocerlas.

Descubre esta guía y aprende a observar el firmamento

Si eres una de esas personas a las que les gustan las estrellas, en esta guía para observar el firmamento aprenderás cómo hacerlo, así que continúa leyendo los siguientes apartados que te dejaremos en el presente post.

Comienza por las grandes tres

Lo más sencillo para comenzar a observar el firmamento es por identificar primero a las grandes tres, es decir, las tres constelaciones principales y que son conocidas como Cassiopea, Crux y Orión, lo cual te servirá de mucho cuando vayas avanzando en tus conocimientos de este tema, ya que existen 38 constelaciones distintas que te podrían confundir.

Además de aprender a reconocer las constelaciones mencionadas, también es importante que identifiques en este proceso en dónde están ubicadas la Osa Mayor y la Osa Menor, así podrás tomar un atajo cuando vayas a identificar otras constelaciones en el firmamento.

Ubica a la Estrella del Norte

Para ubicar con facilidad a la Estrella del Norte, debes saber que esta se encuentra un grado menos de lo que se conoce como norte real o norte verdadero, y para encontrarla tienes que utilizar a la constelación Cassiopeia como referencia, así como a la Osa Mayor.

cielo estrellado

Teniendo los puntos de referencia mencionados, vas a buscar la parte en forma de rombo de la Osa Mayor, imaginando que se trata de un cuenco de donde está un líquido fluyendo, y la dirección hacia donde apunta ese líquido espacial, es donde se encontrará la Estrella del Norte.

Ahora, si en el proceso de búsqueda te topas con una constelación cuya forma es igual a la letra “W”, debes saber que has pasado por alto a la Estrella del Norte, ya que esa es Cassiopea, así que tendrás que repetir los cálculos cósmicos y comenzar de nuevo con la búsqueda.

Utiliza la luna para encontrar el hemisferio Sur

El satélite natural de la tierra es la luna, por ello debes tomarla como referencia para observar el firmamento, ya que podrás encontrar gracias a ella la espada de Orión, y esta te dará el lugar exacto en donde se encuentra el Sur.

Cuando la luna se encuentra en su estado creciente, puedes entonces dibujar entre sus puntas una línea imaginaria y seguirla hacia el horizonte, para que así identifiques dónde se encuentra el hemisferio Sur.

Ubica la constelación Crux desde el Ecuador

Quienes se encuentren en el Ecuador no podrán observar la Estrella Norte desde ahí, no es visible desde esa zona, pero en su lugar pueden disfrutar buscando la constelación Crux, la cual tiene forma de papalote.

Una vez que hayas encontrado la constelación Crux solo debes trazar una línea imaginaria desde la parte superior de la misma hacia abajo, y así encontrarás de forma sencilla el hemisferio Sur.

Ten en cuenta el movimiento de las estrellas

Al igual que sucede con el Sol, las estrellas del firmamento se mueven desde el Este hacia el Oeste, por lo que su trayecto por el cielo te permitirá identificar hacia qué lado estás observando, que más que ser algo recreacional te puede ayudar en caso de una emergencia.

Si deseas un poco más de precisión sobre tu ubicación, lo ideal es que ubiques el cinturón de Orión, ya que Mintaka, la estrella que se encuentra a su lado, siempre sale cerca de lo que se conoce como el Este verdadero, mientras que se mete u oculta por el Oeste verdadero.

Prueba tus conocimientos

Y por supuesto, es importante para observar el firmamento que pruebes los conocimientos que tienes sobre él, pero no importa que no te memorices todas las constelaciones que existen, hay un método práctico que siempre te ayudará para ello.

Para conocer que verdaderamente identificas bien hacia donde estás mirando y que así puedes hallar las distintas constelaciones, debes tomar dos palos que tengan unos nueve metros de distancia entre ellos.

Después vas a seleccionar una estrella del firmamento, y la vas a alinear con la parte de arriba de ambos palos, como si lo estuvieras visualizando por la mira de un rifle, para que cuando la tierra rote puedas visualizar hacia dónde se mueve la estrella.

En el caso de que la estrella se mueva hacia la izquierda, significa que estás observando al Norte; mientras que si se mueve a la derecha, quiere decir que estás observando al Sur. De moverse la estrella hacia arriba estás viendo al este, y si lo hace hacia abajo quiere decir que ves al oeste.

Con esta sencilla guía para observar el firmamento podrás comenzar a hacerlo, para que así descubras lo apasionante que es la astronomía, la cual seguro llamará tanto tu atención que querrás seguir conociendo más sobre las constelaciones que hay en él, así como de las estrellas que las conforman.

Entradas relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *